India

India, ¿por dónde empezar?

Destinos 1 octubre, 2020

Es uno de los destinos más fascinantes del planeta, pero es también extenso y diverso, y muchas veces resulta imposible descifrar siquiera por dónde deberíamos empezar. Pero no te preocupes, aquí te ayudamos a decidirte.

No hay que planear un viaje a India pensando que será el único. Es mejor pensar que será el primero de muchos, de esta manera nos deshacemos de la ansiedad por querer verlo todo, especialmente por el tiempo y las distancias (a menos que tengas más de un mes para recorrerla, en cuyo caso ahí sí se vale intentar verlo todo).

Más allá de ser un país muy extenso, las conexiones no son buenas. Los vuelos pueden cancelarse sin previo aviso; las carreteras son eternas y peligrosas, y el tren, lento. Lo ideal es no tener prisa y mantenerse en una sola región para explorarla con calma.

Un buen punto de partida es Agra, hogar del Taj Mahal. Desde Delhi son unas cuatro horas por carretera y, una vez ahí, lo ideal es quedarse un par de noches para tener tiempo de recorrer con calma este espectacular conjunto arquitectónico, que en realidad es un monumento funerario que el emperador mogol Shah Jahan construyó para su esposa.

Dos de los destinos turísticos más completos de India se encuentran en el estado vecino de Rajastán y, aunque es posible volar desde Nueva Delhi, también se puede llegar en coche, lo que facilita cualquier cambio de planes de último minuto.

Jaipur

Lo ideal sería empezar por Jaipur, la ciudad rosa. El Palacio de Jaipur, en lo alto de una montaña, bien amerita un día completo para recorrerlo. Luego hay que guardar tiempo para Amber Fort y para Hawa Mahal, otro espectacular palacio en tonos ocres. No hay que dejar de visitar Jantar Mantar, un precioso observatorio astronómico al aire libre construido por el marajá Jai Singh, el templo de Galta (repleto de changos) y Panna Meena ka Kund, con sus espectaculares escaleras que parecen salidas de un cuadro de M. C. Escher.

Para terminar, Udaipur es una ciudad preciosa a la orilla del lago Pichola. Además de visitar el palacio de la ciudad, aquí vale la pena invertir en alguno de los hoteles de lujo que ofrecen desde dormir en un palacio en el centro del lago hasta en un hermoso hotel en las orillas.

Udaipur

Obviamente, hay que dejar tiempo para descubrir Nueva Delhi, puerta de entrada a una aventura por India. Lo ideal será quedarse en alguno de los hoteles de New Delhi, donde las calles son muy tranquilas y menos ruidosas, y dedicar los días a explorar Old Delhi: la mezquita, Red Fort, la tumba de Humayun, y caminar por Lodhi Gardens.

Travesías Media / Adam Wiseman


Artículos Relacionados